AdSense

domingo, 26 de julio de 2015

Opinión Película - Sorum (2001)


Una sutil y tensa película de terror sobrenatural (psicológico) que será difícil de olvidar. 

Sorum es una de las primeras obras de la oleada de K- Horror y una de las mejores de todo el género, además, sirve como un claro contraste entre el cine de terror de esta región con el de cualquier otra parte del mundo.





Synopsis (IMDB):  A 30 year old mystery resurfaces and takes over the lives of the people living in an eerie apartment complex.


 
 
Sorum es una película asfixiante; el ritmo es denso, ya que todas las escenas construyen elementos como la caracterización de los personajes o la historia de una forma minuciosa y con calma. Se siente como un misterio que no quiere resolverse; utiliza todos los recursos cinematográficos de una forma extremadamente moderada. Incluso, la música es casi inexistente en la película. Sólo en un par de escenas hay banda sonora. Todo se siente alejado, distante, transmitiéndote la misma enajenación de los personajes.

Durante gran parte de Sorum, uno está esperando la trama se “revele” por completo, sin embargo, nunca se acaba de definir entre una historia de fantasmas o una de terror psicológico, en donde al final, el espectador es libre de decidir qué fue lo que realmente sucedió. Todo el desarrollo de la película está enfocado para culminar en los últimos minutos del film, de una forma dramática, casi, como una tragedia griega.

Si no estás acostumbrado al ritmo de este tipo de películas asiáticas, uno puede estar esperando que en cualquier momento salga un fantasma, pero incluso en Sorum, este ritmo narrativo se extiende y juega con nuestras expectativas. El verdadero misterio de la obra, es la enrededa naturaleza humana, ya que es un ponzoñoso ensayo acerca de las relaciones, el dolor en el amor y el perdón de nuestras acciones.

Sorum es una de esas películas complejas que puede requerir visitarse una segunda vez para apreciar todos los detalles que no vimos en la primera ocasión. Sin embargo, es recomendable dejar pasar un tiempo, ya que al terminar de verla, deja una pesadez terrible y difícil de olvidar.